My French Film Festival 2015

Hasta el 16 de Febrero se celebrará la edición 2015 del ciclo “My French Film Festival”. Un festival de cine francés que se podrá ver Online y en las salas de cine con entrada libre y gratuita.

MyFrenchFilmFestival.com es un concepto inédito ideado para dar visibilidad a la joven generación de cineastas franceses y para que los internautas del mundo entero puedan compartir su gran afición al cine francés. Para esta quinta edición, el festival vuelve con nuevas películas, nuevas plataformas asociadas y salas de cine de varios territorios donde exhibir las películas.

Los films podrán verse a través de la plataforma myFrenchFilmFestival.com desde cualquier país. También se puede acceder al festival desde otras treinta plataformas asociadas, en función del territorio del que se trate, entre ellas, desde iTunes en 90 países.

My French Film Festival.com nació en 2011 de la mano de Unifrance Films, que intentó sumarse a las nuevas tendencias de consumo de películas, sobre todo en los jóvenes. Se trata de un festival de cine francés, el único que puede verse por Internet en todo el mundo. “Hemos probado que Internet no debe ser entendida sólo como peligroso para el cine, también puede ser una gran oportunidad económica y cultural. Y por supuesto, una muy buena manera para encontrar una audiencia joven alrededor de todo el mundo”, señala a Ñ Jean-Remi Ducourtioux, director del festival.

En su quinta edición, que estará online desde el 16 de enero hasta el 16 de febrero, competirán diez largometrajes y diez cortos de directores franceses noveles. Los filmes están subtitulados en trece idiomas y podrán verse sin cargo en Latinoamérica, Africa, Rusia, China, India y Turquía, entre otros lugares. “Es importante mostrar que las nuevas producciones francesas tienen calidad y que el cine francés ya no es más la nouvelle vague –aclara Ducourtioux–. El festival apuesta a la calidad y a la diversidad con todo tipo de géneros: dramas, comedias, animación, terror y documental”.

Eastern Boys , de Robin Campillo, es uno de los largometrajes más prometedores del My French Film Festival 2015. La película cuenta la vida de jóvenes inmigrantes ilegales del este de Europa que pululan por la estación de tren Gare du Nord, en París. La historia tomará un rumbo dramático cuando Daniel, un hombre discreto de 50 años que se encuentra fascinado por uno de ellos, un día lo invita a su casa. “Es muy interesante la propuesta de este festival. El hecho de que mucha gente cargue las películas en Internet con subtítulos en chino, no bien fueron estrenadas, me fascina. No es bueno para los distribuidores pero no puedo dejar de admirar a los que lo hacen”, asegura Campillo. El director además tiene una larga trayectoria como co-guionista de los filmes de Laurent Cantet, como las notables El empleo del tiempo (2001) y Entre muros (2008).

Les Revenants (2004), la ópera prima de Campillo, marcó un original enfoque sobre películas de zombies que luego fue copiado en distintas series como The Returned .

Otro imperdible es Respira , de Mélanie Laurent, que participó en el último Festival de Cannes. Sarah y Charlie tienen 17 años, cursan el último año del colegio, y su relación las llevará a explorar su identidad sexual. En la edición anterior del festival, el cortometraje Septième Ciel, de Guillaume Foirest – sobre la búsqueda de identidad sexual de su protagonista–, tuvo un gran impacto en China, donde el filme fue visto por Internet más de un millón de veces.

El festival también ofrece comedias como Hipócrates , de Thomas Lilti, que además de director de cine es médico. La película, que fue proyectada en el Festival de Cannes 2014, cuenta la historia de Benjamin, un médico residente que hace las primeras prácticas en el servicio de su padre. “Para mi segundo largometraje decidí combinar mis dos profesiones –asegura Lilti–. Hipócrates es autobiográfica: quería mostrar cómo es el trabajo en un hospital y las diferentes situaciones que se les presenta a los residentes cada día”.

Como todos los años, el festival incluye documentales. Uno de ellos es Cómo odiaba las matemáticas , de Olivier Peyon, donde grandes matemáticos explican cómo Apple, Google o Goldman Sachs son puros algoritmos y fórmulas matemáticas.

El año pasado, sólo en China My French Film Festival tuvo más de 2 millones de visionados de las películas. En nuestro país el festival registró 40.000 visitas, una cifra mucho mayor que en 2013. “En esta quinta edición esperamos seguir creciendo. El festival se podrá ver por primera vez en India, que tiene un enorme público cinéfilo pero que no puede acceder al cine francés”, comenta Jean-Remi Ducourtioux.

En 2012, cuando las películas del festival empezaron a ofrecerse en Youku –el sitio de videos más exitoso de China–, My French Film Festival pasó de 84.000 a 1.3 millones de visitas. Para este año los organizadores esperan otro salto exponencial en la cantidad de público, con la inclusión de la India entre los países donde se podrá ver el festival. Sobre todo porque la India es el mayor productor cinematográfico del mundo y posee el índice más alto de venta de entradas de cine por habitante.

El festival otorga tres galardones a las películas en competencia. Uno es el premio del jurado, que este año es presidido por Michel Gondry –director francés de Eterno resplandor de una mente sin recuerdos– e integrado por reconocidos realizadores de cine extranjeros, como Joachim Lafosse (Belgica), Nadav Lapid (Israel) y Abderrahmane Sissako (Mauritania). Mientras, el Premio del Público se otorga por votación del público en línea y el Premio de la Prensa Internacional es otorgado por periodistas de diarios extranjeros.

Ducourtioux cuenta que para promover el festival utilizan mayoritariamente las redes sociales, lo que les permite viralizar las películas. “Nos comunicamos diariamente con nuestro público a través de Facebook. Tenemos una aplicación que es un juego y el ganador es premiado con un viaje a París. Buenos Aires es la segunda ciudad más activa en nuestro Facebook, luego de Río de Janeiro”, detalla el director del festival.

Largometrajes en competición

Eastern Boys (Chicos del este) de Robin Campillo
Comment j’ai détesté les maths (Cómo odiaba matemática) de Olivier Peyon
L’Etrange couleur des larmes de ton corps (El Extraño color de las lágrimas de tu cuerpo) de Hélène Cattet y Bruno Forzani
Tristesse Club (El club de la tristeza) de Vincent Mariette
Hippocrate (Hipócrates) de Thomas Lilti
Les Gazelles (Las Gacelas) de Mona Achache
Respire (Respira) de Mélanie Laurent
Tirez la langue, mademoiselle (Saque la lengua, señorita) de Axelle Ropert
Une place sur la terre (Un lugar en la Tierra) de Fabienne Godet
Vandal (Vándalo) de Hélier Cisterne

Cortometrajes en competición

Aïssa (Aïssa) de Clément Tréhin-Lalanne
Dip N’ Dance (Dip N’ Dance) de Hugo Cierzniak
Le Retour (El Regreso) de Yohann Kouam
La Bûche de Noël (El postre de Navidad) de Stéphane Aubier y Vincent Patar
Extrasystole (Extrasístole) de Alice Douard
Guy Moquet (Guy Moquet) de Demis Herenger
Les Insouciants (Los Desatendidos) de Louise de Prémonville
Molii (Molii) de Hakim Zouhani, Yassine Qnia, Carine May y Mourad Boudaoud
Shadow (Shadow) de Lorenzo Recio
La Virée à Paname (Un día en París) de Carine May, Hakim Zouhani

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *